Los cuadros de la Inmaculada, de la Virgen de los Santos, San Francisco Solano, Santo Domingo de Guzmán y, al parecer, de San Diego de Alcalá, actualmente en el coro, retablo y oratorio de la residencia de San Francisco, formaran parte del inventario de la Iglesia Conventual.
“Este es el paso previo, si se confirma la marcha de las hermanitas, que hemos tenido que hacer, a indicación de la Junta de Andalucía, con aquellas obras que tienen una mayor calificación, tienen la Categoría de Bien de Interés Cultural”, ha dicho Juan Laguna Navarro, párroco de Santa María Mayor
Laguna ha indicado a Cancionero que “hace unos días, junto al hermano mayor de la Cofradía de San Diego y Jesús en el Huerto, José Vico, el hermano mayor de la Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno, Javier Valbuena y el secretario de la Cofradía del miércoles Santo, Raúl Peña, hicimos esta gestión ante el posible cierre de la residencia”.
“Se trata de unas obras que tiene una especial protección desde el punto de vista artístico y que nos sabemos, por ejemplo, las del oratorio donde las colocaremos, en la capilla de la Virgen de los Dolores, en la sacristía o en el mismo coro” ha señalado.
Preguntado sobre la marcha de las Hermanitas de los Ancianos desamparados ha dicho “no saber nada pero todo parece indicar que será en el mes de diciembre, las cosas no son tan fáciles, requieren un proceso, un tiempo”
Para el consiliario de las cofradías, anteriormente citadas, antes de la marcha de las hermanitas ”se les deberían organizar una misa de acción de gracias, por el pueblo y las cofradías con sede en la Iglesia Conventual, con la presencia del obispo o el Vicario General, como deber de nobleza y de gratitud que tiene el pueblo de Baena con ellas”