Eva Puche está trabajando en un proyecto de ayudas, con fondos europeos, a la accesibilidad, a descarbonización y  movilidad sostenible  de Baena “que implica mejora en obra civil, urbanística”.
Su trabajo evalúa la posibilidad de cambio en los modos de moverse los baenenses, de mejorar.
Puche habló de un primer proyecto ya hecho de movilidad de movilidad escolar, reuniéndose con los directivos y asociaciones de padres de los 5 colegios de Infantil y Primaria de la localidad y el Conservatorio, para recoger datos y saber cuántos niños van en coche, andando, solos o acompañados.
También se estudia la accesibilidad de las zonas escolares, pasos de cebra, aceras, etc, para mejorar y hacer más seguros los accesos.
“Intentar poner los entornos más seguros y luego trabajar en la sensibilización y los cambios de hábitos a la hora de ir al colegio”, dijo Eva Puche.
A finales de noviembre habrá conclusiones definitivas de este proyecto subvencionado por el IDEA (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía de España) y que se trasladarán a las autoridades municipales.